jueves, 5 de diciembre de 2019

Bocaditos de almendra

Otro dulce navideño cuya característica principal es que no hace falta hornear, por lo que son ideales para preparar con los peques de la casa , pues una vez hecha la masa, ellos les pueden dar la forma y guardarlos en las cápsulas. 
Una tarea divertida y educativa, pues a la vez que se lo pasan genial, aprenden.
La combinación de la almendra con los demás ingredientes conforman un bocado delicioso.
También se les puede poner coco, aunque en esta ocasión lo he obviado.



Ingredientes :
200 g de leche condensada
100 g de galletas molidas
75 g de almendra tostada y molida
½ cdita de postre de canela molida
1 cdita de praliné de avellana (opcional)
Azúcar glas para rebozar


Elaboración :
En el robot de cocina mezclamos todos los ingredientes hasta conseguir una masa moldeable.
Con una cuchara de postre vamos cogiendo porciones y haciendo bolitas que pasamos a una bandeja forrada con papel vegetal para que no se peguen.
Los dejamos reposar toda la noche en una bandeja y sin taparlos o unas cuantas horas (si los hacéis por la mañana) para que se sequen.
Después las rebozamos ligeramente en azúcar glas y las introducimos en moldes de papel.



Os enseño el interior para que veáis como quedan por dentro. 
Un vicio para comer uno detrás de otro sin darnos cuenta , acompañando al café de la sobremesa o en cualquier otro momento que nos apetezcan.
Espero que os gusten.


11 comentarios:

  1. Qué golosa estás Bego! Hay que reconocer que son unos bocaditos ideales para poner a la hora del café y como dices, un vicio para no parar.
    Besos.

    ResponderEliminar
  2. ¡Tienen una pinta estupenda estos bocaditos Bego! Y sí, es una receta ideal para hacer con niños ¡Besos mil!

    ResponderEliminar
  3. ¡¡Hola Bego!! Esto también me gusta, qué rico. Hacer estos dulces puede ser hasta relajante, eso de hacer bolitas es hasta una terapia estupenda. Ideal para hacer con niños o un día que nos apetezca comer un dulce rico. Besitos.

    ResponderEliminar
  4. Buenisima y encima sin horno mejor besitos

    ResponderEliminar
  5. Que delicia!....esto me recuerda mi infancia....me encanta!.....Abrazotes, Marcela

    ResponderEliminar
  6. Espera que me tengo que limpiar las gafas🤩🤩se me empañaron los cristales....🤤🤤que ricura por dios👌👌una que me llevo pa estas fiestas. besinos solete

    ResponderEliminar
  7. Bocaditos deliciosos, cn ese sabor a almendra tan típico en Navidad.Un beso

    ResponderEliminar
  8. Bego, no te vas a creer que como mi ingrediente especial navideño es la almendra, voy a publicar más de una, además de las que ya hay en el blog. NO lo puedo evitar.
    Tus bolitas me han enamorado, más, si no hay que hornearlas. Como bien dices, una receta perfecta para hacer con niños.
    Besos y buen puente.

    ResponderEliminar
  9. Uuuuumm de dos en dos me los comería si pudiera 😋😋😋
    Bicos mil potita mía 😘

    ResponderEliminar
  10. Mucha leche condensada para mi salud, pero que preciosidad de bocaditos y que olorcillo debe de haber en tu cocina ante tal manjar... Eres una crack. guapa.

    ResponderEliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.